Utopia, una de las mejores historias de conspiración que se recuerdan en TV

Imagen promocional de Utopia (Serie de TV)

Imagen promocional de Utopia

Los recursos materiales son limitados. El carbón y el petróleo están llamados a extinguirse. Hay países del mundo en que la gente pelea por comida. El suelo es estéril. Se modifican genéticamente especies vegetales para poder ser consumidas y abastecer a la población. Se acelera el procedimiento para criar el ganado. Se hace cada vez más grande el agujero de la capa de ozono. Se dice que el planeta tierra no está configurado para soportar 7000 millones de personas.

Ahora vamos a hacer un ejercicio de imaginación. Vamos a imaginar que alguien nos cuenta que todas y cada una de las grandes pandemias que hemos conocido, desde el ébola hasta la gripe aviar, han sido fruto de una conspiración llevada a cabo por la sencilla y única razón de que sobran personas en este mundo. Vamos a ir más allá y vamos a pensar que se trata de algo más complejo. La pandemia es solo una excusa para ejecutar el premeditado plan. Se extiende el miedo a una enfermedad entre la humanidad y después es salvada a través de una vacuna. ¿Pero y si fuera la vacuna el comienzo del fin de la humanidad? ¿Y si alguien hubiera documentado dicho fin en forma de novela gráfica?

Esta es la premisa con la que Utopia absorbe al espectador.

Utopia es una serie británica creada y escrita por Dennis Kelly y emitida en Channel 4. Sin embargo, pese a la gran acogida de la crítica y la buena respuesta del público a una serie de conspiración y en la que los giros argumentales son el pan de cada capítulo, la sombra de la cancelación se cebó con ella.

Esta serie solo dispone de dos temporadas que cuentan con seis capítulos cada una y un “final” muy abierto. A través de ellos, Kelly nos guía por una conspiración tejida por lo que se conoce como “La Red“, quienes están detrás del manuscrito de una novela gráfica denominada “Utopia“.

Con una de las mejores escenas iniciales de una serie de la televisión reciente, se muestra a dos mercenarios de dicha organización persiguiendo el manuscrito, para lo cual no dudarán en neutralizar a quienes se pongan en su camino. Sin embargo, el manuscrito, está en manos de Bejan, quien arrastra a cuatro participantes de un foro de internet al fin de su vida tal y como la conocían y a verse envueltos en una espiral de muerte, conspiración y huida constante.

Pararemos aquí para no desvelar demasiado del argumento y vamos a centrarnos en los puntos fuertes de esta serie, que la han convertido (si se me permite) en una serie de culto.

Primera escena de Utopia con un conejo en la tienda de cómics Doomsday Comics

Primera escena de Utopia con un conejo en la tienda de cómics Doomsday Comics

En primer lugar, cada capítulo, como ya se ha adelantado, cuenta con múltiples giros argumentales, lo que provoca que el espectador no pierda la atención y siempre se sienta sorprendido por los secretos y acciones que llevan a cabo los personajes. Tal es el nivel de esos giros, que llega un momento en que el espectador no se siente capacitado para confiar en ningún personaje.

Utopia nos ha dejado una de las mejores historias de conspiración que se recuerdan en televisión. Pero hay un aspecto que destaca y que personalmente, creo que es uno de los puntos fuertes de la serie: la fotografía.

Con una composición de escena brutal, cada plano de esta serie es un cuadro a enmarcar. Cierto es que si se “ve de una sentada” como servidora ve series, puede llegar a ser repetitivo e incluso a cansar. Sin embargo, tiene la misma fuerza y potencia que toda la serie y es el vehículo de transmisión de de esa conspiración. La paleta de colores utilizada es otro punto a destacar. Es una serie que ha mimado hasta el último detalle y cuyo diseño de producción es otra cosa a elogiar.

Por ello, no es de extrañar que Utopia recibiese varias nominaciones al BAFTA por estos aspectos técnicos y que ganase en los Royal Television Society.

Pasando a los actores, no hay ninguno que deje nada que desear. Todo el elenco está demasiado bien para ser “caras poco conocidas” salvo alguna excepción como Rose Leslie (Ygritte en Juego de Tronos). Fiona OShaughnessy, junto con Adeel AkhtarOliver Woollford son los que más destacan en el reparto. Se trata de personajes muy distintos entre sí, muchos de ellos rozando la sociopatía o inmersos de pleno en una psicopatía. A ello, hay que añadir las especiales circunstancias personales de cada uno de ellos, que provoca que los personajes atraviesen un sin fin de emociones, que el elenco ejecuta con maestría.

Utopia es esa serie que no debió haber sido cancelada, que pese a las dificultades para mantener su audiencia, labró un fanbase muy dedicado. Tras muchos rumores acerca de posibles compras de los derechos por otras cadenas y posibles remakes “a la americana” que contaban con nombres como David Fincher encabezando la dirección, parece que se trata de una utopia.

Podéis pensar en las razones de la cancelación de Utopia, porque pensándolo bien ¿a qué gobierno le podría interesar este tipo de serie? Cuando veáis la segunda temporada, veréis de lo que hablo. Dadle rienda suelta a vuestras mentes conspiparanoicas.

Lo mejor: la trama principal y Jessica Hyde.

Lo peor: la trama se complica cada vez más y puede hacer que el espectador pierda el hilo.

Natalia López. 

 

Artículo inicialmente publicado en LA CULTURA MATÓ AL GATO.


Suscripción gratuita

Los mejores artículos de los mejores blogs sobre cine, música, literatura y otras artes.