Luis Auserón – Lógica y proporción

Portada del álbum "Lógica y proporción" (2016), de Luis AuserónLuis Auserón ha vuelto. Y la espera (cuatro años desde que se publicara su anterior álbum) ha merecido la pena. Llega con diez temas redondos, perfectamente armados, que bajo el título de “Lógica y proporción” encierran la visión del artista de cómo están las cosas. Encontramos en el disco una crítica social fina e inteligente presentada en forma de rock diáfano. Hecha no desde un pesimismo deprimente, sino todo lo contrario, con ironía precisa y a ratos muy divertida, como en “Es descortés molestar” o en “Una razón” (“tan solo dame una razón, un argumento suficiente para cambiar de dirección, para seguir a la corriente. Para decir que todo va muy bien, que lo mejor es no hacer nada, subiendo fotos a la red para que tú digas bobadas”).

Sin duda es un gustazo detenerse en cada uno de los temas a escuchar las letras, trabajadísimas y llenas de mensajes inconformistas, que nos hablan de la necesidad de no decir sí a lo que se nos vende, a pesar de estar (o precisamente por eso mismo) ya de vuelta de todo. La soledad (en “Nada”, en “Dulce delirio”) o el amor, al que rinde pleitesía y reverencia con un mágico “aleluya”, en “Amor supremo”, la canción que abre el disco.

La voz profunda y con un toque rugosa de Auserón, lo confirma también en este disco (el sexto ya después de la gloriosa etapa de Radio Futura) como un cantante de pleno derecho, al que resulta interesante y atractivo escuchar no sólo por lo que canta, como decíamos antes, sino por cómo lo canta. Artista completo, por lo tanto, que en este trabajo trabaja de nuevo con Fernando Macaya, productor al que hay que seguirle de cerca la pista, porque está participando en algunos de los mejores discos de los últimos tiempos y cuya mano siempre es sinónimo de clase y de calidad. En este álbum, firma junto con Luis las canciones “Amor supremo”, “El último rock & roll” y “Días mejores”, poderosas y rotundas las tres.

Se nota también la presencia de músicos fantásticos que trabajan habitualmente con el productor cántabro, como Pablo Fernández, Toño L. Baños y Goyo Chiquito, que dotan al disco de una instrumentación perfecta y envolvente. Cabe destacar por otro lado la inclusión de” En alas de la mentira”, tema de Enrique Sierra, compañero de los Auserón en Radio Futura, con un maravilloso solo de guitarra que invita a volar. La portada, con una enorme mariposa como protagonista, es obra del recientemente fallecido artista plástico El Hortelano y pone el broche perfecto a un trabajo que destila personalidad y madurez. “Lógica y proporción” es también un grito musical a la libertad de pensamiento y de acción, que tanto se agradece en los tiempos que corren. Un trabajo, en definitiva, meditado y conseguido.

Sandra Sánchez.

 

Artículo inicialmente publicado en EL GIRADISCOS.


Suscripción gratuita

Los mejores artículos de los mejores blogs sobre cine, música, literatura y otras artes.